EL LENENSE PROINASTUR CUMPLE CON SU PARTE ANTE EL STADIUM (4-1)

POLA DE LENA | DOMINGO, 14 DE MARZO DE 2021 | FOTOS: Pilar Estrada

El primer equipo de la Sociedad Deportiva Lenense Proinastur se ha reencontrado con el triunfo ante su afición derrotando al Avilés Stadium por 4-1 en el choque, correspondiente a la vigésimo primera jornada del subgrupo A de la Tercera División Asturiana, que se ha celebrado este mediodía en el Estadio “El Sotón”.

Triunfo contundente y más que merecido de los de Alfonso Arias y para nada exento de suspense, tal y como podría parecer a simple vista de marcador, ya que los verdiblancos afrontaron los últimos 20 minutos de contienda, con un 2-1 de partida en las tablillas y un hombre menos por la expulsión, roja directa, del guardameta Javi Torres.

Los de casa salieron desde el principio a no hacer concesiones en ninguna zona del campo y a dominar y a llegar a las inmediaciones del área avilesina. Después de varios acercamientos interesantes, la primera ocasión clara de verdad llegó al cuarto de hora en un pase de la muerte de Pablo Sánchez, hoy desde el doble pivote el Pablo de las mejores ocasiones, que remató Jairo y que la zaga visitante sacó entre palos. Lo único peligroso de los albiazules en todo el primer acto vino en el 27′, cuando Javi Torres se anticipó a un pase filtrado que conllevaba mucho peligro.

El cántaro del Lenense Proinastur siguió yendo a la fuente, de ello se encargó Jose Santullano enganchando, casi sin solución de continuidad, dos disparos desde el fuera del área a los que el cancerbero Javi Menes respondió con acierto, hasta que el marcador por fin se rompió.

Entre los minutos 32 y 35 llegaron los dos tantos que empezaban a poner justicia a lo que estaba sucediendo sobre el sintético de “El Sotón”. Primero, un balón ganado en retaguardia fue peinado por Ousmane hacia un hueco en el que Pablo Sánchez peleó con casta hasta hacerse el sitio suficiente que le permitiera armar el tiro y definir, por abajo, al palo largo. Luego, un saque de banda que parecía demasiado largo acabó en los pies de Luis del Río que logró revolverse para dibujar un pase horizontal dentro del área que Julio estamparía de nuevo en las mallas del Avilés Stadium.

Con ese 2-0 y con la sensación de que sólo un accidente grave podría dejar a los de casa sin los tres puntos se llegó al descanso.

Tras la reanudación, los de “Fonso” pudieron cerrar el partido en el 57′. Ousmane presionó la salida de balón stadiumista, se hizo con él, chutó, le volvió a caer el rechace de Menes y su cesión franca a Luis del Río fue resuelta por el mierense, con todo a favor, por encima del portero y su arco.

El Stadium, al que sólo le valía sumar de a tres y captando el mensaje valiente que su míster mandaba con los cambios, empezó a volcarse sin mirar mucho lo que dejaba atrás. Mientras, el Lenense Proinastur parecía controlar la situación con bastante solvencia mientras aguardaba esa contra o esa jugada aislada que, ya de verdad, dejara el triunfo en casa.

En el minuto 73 Javi Torres salió de su área para cruzarse ante Chini, que llegaba a un pase filtrado a la espalda de la zaga, y el colegiado Esmorís Ruiz de Alegría, ante la caída del delantero visitante pitó falta y le mostró al cancerbero la roja directa al entender que se trataba de una ocasión manifiesta de gol. Tras el cambio obligado para que Doldán ocupase la portería de los de casa, el propio Chini ejecutó el libre directo que se estampó en la cruceta, botó en las inmediaciones de la línea de gol y, a juicio de uno de los asistentes, que fue quien dio fe sin que nadie más lo viese muy claro, dentro de la portería. 2-1 y a sufrir, como marca nuestro sino en esta Tercera.

Ocho minutos duró esa tensión máxima, lo que tardó en llegar el 3-1, un centro “caramelo” de Jose Santullano al segundo palo, a balón parado, que Carlos Díaz empujó libre de marca al fondo de la red.

Con el Avilés Stadium ya desfondado moralmente, casi nada más sacarse de centro, Pablo Sánchez selló una gran mañana con un golazo que significaba el definitivo 4-1 y su doblete particular. Robó, se marchó por velocidad, encaró al último defensa, le tiró varios amagos y al tercero resolvió, con toda la intención, raso al palo más cercano.

Triunfo claro, necesario y justo que le podría brindar al Lenense Proinastur la opción de soñar con salvarse ya del descenso y entrar en la segunda fase por la eliminatoria de ascenso en la última jornada. Las cuentas, con la victoria del Praviano ante el Ceares de esta tarde son claras. Ganar en “Tabiella” y esperar que los pravianistas, a los que el Lenense Proinastur tiene ganado el enfrentamiento particular, no hagan lo propio en el “Muro de Zaro” precisamente al Avilés Stadium.

Leave a Reply