EN LA BUENA OLA (1-2)

ANDÉS (NAVIA) | 14 DE ENERO DE 2018 | FOTO: Dani Arias

El primer equipo de la Sociedad Deportiva Lenense Proinastur ha derrotado por 1-2 al del Andés Club de Fútbol en el choque, correspondiente a la vigésima jornada de la Regional Preferente Asturiana, que se ha celebrado esta tarde en el campo de “San Pedro” que, como se esperaba, debido a la lluvia caída durante toda la semana, empezó pesado y terminó tremendamente embarrado, a pesar de que durante el partido el cielo aguantó.

Acierto, rigor, solidaridad defensiva y una pizca de suerte fueron los ingredientes principales de esta nueva victoria, la tercera consecutiva de los verdiblancos, en el campeonato.

Los de Alfonso Arias, como ya hicieron en Turón, entendieron que la mejor manera de no verse acogotados por el empuje local de arranque era pasar al ataque. Brian, en el minuto 7, lanzó el primer aviso de los de Lena que, tres minutos después, abrirían el marcador con una gran jugada, y más teniendo en cuenta el estado del terreno de juego. Pachi abrió en banda a Brian, que centró pasado. Álvaro, muy listo dejó de cabeza atrás para la incorporación del propio Pachi que, hoy sí­, acertó a colocar el balón en la red de Pallasá. Golazo.

Un cuarto de hora después, cuando los naviegos empezaban a dejar de dolerse del puyazo del 0-1, llegaba el 0-2. Pablo Sánchez se marchó potente por banda y colgó un centro que remató Álvaro. Renato, atento al rechace, metió el pie y daba al Lenense Proinastur una ventaja fantástica que intentar administrar durante 70 minutos.

Antes del descanso, le tocó lucirse a Rafa de Diego, que desvió una falta botada por Mateus lo suficiente para que se marchase al larguero. También pudo caer el 0-3, pero Pallasá desbarató en una gran intervención n un trallazo de Brian.

Durante el segundo acto al Lenense Proinastur le tocó la peor parte del césped para sufrir el asedio del Andés, mientras la parroquia local empujaba y el árbitro cargaba de tarjetas al cuadro de La Pola. Donde no llegó Rafa de Diego, estuvieron los palos que ayudaron a retrasar el gol local, seguramente merecido, hasta el minuto 94, cuando ya no había tiempo para más.

FICHA DEL PARTIDO

Deja tu comentario